El estado se encuentra en lugar 23 y 20, respectivamente, a nivel nacional.

La Secretaría de Educación del Estado de Jalisco presentó el manual de “Fortalecimiento de la comprensión lectora y competencia matemática” para alumnos de primaria, como una reacción al bajo rendimiento en ambas áreas, donde el estado se encuentra abajo de la media nacional. Alonso Soto, Director General de Formación Continua y coordinador de la estrategia PLANEA en Jalisco, acompañado de  Aristeo Anaya, coordinador de Educación primaria y del coordinador regional de educación, José de Jesús Zamores, explicaron de qué sirve y como se aplicará el manual.

“Nos dimos cuenta que en la evaluación del desempeño de los docentes nos ha ido muy bien, también en directores, que han sido evaluados, incluso ya alcanzamos el primer lugar a nivel nacional de temas técnicos-pedagógicos, pero nos dimos cuenta de los resultados planea en 2015, estábamos muy bajos, en los lugares 20 (en matemáticas) y 23 (en español)”, explica Alonso Soto sobre las razones para elaborar un manual para esas dos importantes áreas académicas.

Después, se elaboró un programa de capacitación a docentes, que constó de 40 horas para español y 40 horas para matemáticas y se generó el cuadernillo para aplicarse a los alumnos pero con una participación muy activa de los padres de familia. “Decidimos elaborar éste cuadernillo, que involucra a los padres de familia, porque se piensa que la prueba PLANEA no cuenta para los alumnos, pero si cuenta, para los alumnos, para las escuelas,  para el estado a nivel nacional, entonces no estaba bajando la información, se llevó la elaboración de este cuadernillo, que no es para los docentes como se acostumbraba, ahora es para los padres de familia y los alumnos”, ahondó el representante del secretario de educación Jalisco.

El Plan Nacional para la Evaluación de los Aprendizajes (PLANEA), aplica una prueba con el propósito de conocer en qué medida los estudiantes logran dominar un conjunto de aprendizajes esenciales de los niveles educativos, en este caso primaria, es un PLAN elaborado por la Secretaría de Educación Pública (SEP), en coordinación con el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE) que se aplicó en 2015 y se volverá a aplicar este año para nivel primaria, durante la segunda semana de junio.

Para todo el estado, se imprimieron 130 mil ejemplares para los alumnos de sexto grado de primaria y los efectos de su aplicación se sabrán cuando se publiquen los resultados de la prueba PLANEA. “Es una estrategia que ya ha funcionado en educación media superior, donde estamos en los primeros tres lugares, a nivel secundaria estamos en noveno y décimo lugar. También existe el manual en formato electrónico para que lo tengan en sus dispositivos móviles, tanto los papas como los alumnos”, comentó Soto.

Los profesores entregarán a los alumnos el cuadernillo esta semana, convocarán a los padres para explicarles cómo se utiliza el manual y cada semana se realizarán ejercicios que van evaluando el avance de los ejercicios. La prueba PLANEA se aplica en junio y los resultados salen en el mes de noviembre.