Como fórmula única para presidente y secretaria general del PRI Jalisco, se registraron Ramiro Hernández García y Verónica Flores, quienes en medio de gritos de “unidad, unidad, unidad”, iniciaron el trámite que habrá de confirmarse el domingo próximo en la sesión del Consejo Político Estatal, para ser electos a los cargos en disputa.

Tras su registro, el aspirante comentó que para el partido, el tiempo por venir es difícil, mucho más complicado que en 1995 pero que le apostarán a los jóvenes a nuevos cuadros con los que se pueda pelear en la calle todos los cargos de elección, sin tener que esconderlos o avergonzarse de ellos.

Al realizarse ayer la etapa de registro de candidatos a los cargos directivos del partido, la mesa de la Comisión de Procesos Internos que preside Gustavo Íñiguez inició sus trabajos a las 12 del día y cinco horas más tarde concluyó con el registro de planilla única.  El paso siguiente, dijo, es conforme a la cláusula novena de las bases de la convocatoria:

 

NOVENA.  En el caso en que se registre una sola fórmula de aspirantes, o si llegara a dictaminarse procedente el registro de una sola,  o si durante el proceso interno solamente prevaleciera una, quedará sin materia el procedimiento electivo subsecuente, sin que sea necesario desarrollar la fase de proselitismo y la Comisión Estatal los declarará electos .y presentará el dictamen  respectivo ante el  pleno del Consejo  Político Estatal reunido en sesión electiva para su ratificación.

Una vez desahogado el trámite  de la ratificación,  el Comisionado Presidente de la Comisión Estatal  declarará  la  validez  de  la  elección  de  las  personas  titulares   sustitutas  de  la Presidencia          y   de   la   Secretaría   General,    entregará   las   constancias   respectivas, procediéndose a  la toma  de  protesta estatutaria  en  la  misma sesión,  informando de  lo anterior al Comité Ejecutivo Nacional  y a  la Comisión Nacional de Procesos Internos del Partido.

Al registrarse la planilla de Ramiro Hernández-Verónica Flores, el aspirante, tras agradecerle el apoyo a líderes priistas, cabezas de sectores e incluso a quienes pidieron participar pero se unieron a la propuesta única (Hugo René Ruiz Esparza y Fernando Pulido Kim),  habló de los retos que tiene el partido y le pidió a todos los que apoyaron su propuesta, no perder de vista qué queremos y a dónde vamos porque les corresponde construir el futuro y por ello, hizo un compromiso con los jóvenes quienes, dice, serán actores fundamentales en el próximo proceso, pues de ellos deberán salir las nuevas propuestas, priistas convencidos de su capacidad de triunfo y caras de las que nadie se avergüence.

Queremos un nuevo PRI, dijo, el que deberá construirse en la calle y con la gente, no de saliva porque terminó el tiempo de la simulación y ahora, debemos construir un partido de acciones, nuevas conductas y formas de hacer política, en donde el interés fundamental sea el ciudadano porque la única forma de recuperar su confianza es haciendo bien las cosas.

Destacó que la dirigencia  que encabezará no atenderá proyectos personales, sino un proyecto de futuro de partido, en donde se requiere de toda la militancia, pero lo que no se vale es que nos quieran socavar, pues quienes se fueron lo hicieron porque se perdieron los cargos de elección popular y para muchos fue más sencillo cambiar de bandera que persistir en la lucha.

Lo que sigue no es un día de campo, dijo, porque a diferencia de 1995, ahora tienen enfrente dos partidos políticos en el gobierno (federal y estatal), cuyos actores principales fueron priistas y eso provoca muchas similitudes en objetivos y luchas, por lo que ahora deberán demostrar compromiso y entrega, sin perder de vista que debe ser el PRI una oposición que responda exclusivamente a los intereses de los ciudadanos y de Jalisco.

El partido debe entrar en una etapa de reorganización, renovación y fortalecimiento, debe hacer las cosas diferentes porque quieren un partido competitivo y hay talento suficiente en las filas del tricolor.

La presentación de la planilla ante la Comisión de Procesos Internos, la hicieron dos jóvenes, Laura Haro quien destacó que el PRI es un gran partido y que deberá luchar ahora por ser más incluyente y abierto, sobre todo permitiendo una mayor participación de los jóvenes quienes quieren sumarse a la transformación de su instituto político y en esa tarea, se comprometen a caminar junto a Ramiro y Verónica.

El registro lo presenciaron la delegada especial del CEN del PRI, Delvim Bárcenas y el Notario Público 138, Salvador Orozco Fregoso.